evento

Tribunal Supremo y el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados: una relación turbulenta 13 diciembre 2018


En las últimas semanas el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados ha vuelto a ser titular de innumerables medios, en esta ocasión por la fugaz doctrina del Tribunal Supremo que en el mes de octubre entendía que el sujeto pasivo del mismo era la entidad bancaria cuando se formaliza el crédito hipotecario en lugar del titular de este derecho real.

Tras 20 años la doctrina consolidada, a estos efectos, sufría un cambio radical que forzó la intervención del pleno por lo que esto podía suponer para la banca, que podía conllevar consecuencias tributarias y civiles. Durante tres semanas se ha cuestionado abiertamente la seguridad jurídica de los contribuyentes, la separación de poderes, la imparcialidad del Tribunal Supremo, así como la propia naturaleza y finalidad de este Impuesto.

Pero este no ha sido el único episodio en esta relación tan particular. Se trata del último suceso en un largo devenir de acontecimientos judiciales turbulentos. Esta última cuestión, que ha saltado a la actualidad, llevaba años siendo planteada por la doctrina y por los contribuyentes; no podemos dejar de analizar la problemática de la comprobación de valores, la cuál hace unos meses volvió a ser tratada por el Alto tribunal.

Nos encontramos ante un Impuesto con una trayectoria controvertida, que algunos calificarían de tormentosa, la cuál se analizará el próximo 13 de diciembre a las 12:30 horas en la Sede de Algeciras de la Facultad de Derecho de la Universidad de Cádiz. Para ello contaremos con la intervención de expertos en la materia: Manuel Requejo Bohórquez, Gerente Provincial de la Agencia Tributaria de Andalucía, y José Miguel Martín Rodríguez, Profesor de Derecho Financiero y Tributario de la Universidad Pablo de Olavide.